La JMJ de Lisboa se aplaza a 2023

Lo sabemos: tenemos muchas ganas de la próxima Jornada Mundial de la Juventud. La de Panamá nos pilló muy lejos a casi todos y en muy mala fecha, así que ya estábamos contando los días que quedan para la tan deseada JMJ de Lisboa.

Sin embargo, la situación excepcional en la que el mundo se encuentra a causa de la pandemia que vivimos, ha obligado a aplazar un año la próxima Jornada Mundial de la Familia que debía celebrarse en Roma en junio de 2021. Así, en 2022 tendrá lugar en Italia el encuentro del Papa con las familias, teniendo que posponer su cita con los jóvenes para agosto del 2023.

La noticia fue comunicada por la Secretaría del Estado Vaticano el pasado 20 de abril. Es una decisión del Santo Padre junto al Dicasterio para los Laicos, la Familia y la Vida, velando únicamente por el mayor bien para todos y el mejor y correcto funcionamiento de estos importantísimos encuentros que, de seguro, serán momentos de gran alegría y grandes frutos para la fe.

El pasado Domingo de Ramos, día en el que se celebra la Jornada Mundial de la Juventud a nivel de diócesis, por los mismos motivos el Papa tuvo que trasladar al próximo 22 de noviembre el gesto de traspaso de la Cruz de los Jóvenes por parte de los jóvenes de Panamá a los jóvenes Portugueses. Ese mismo día Francisco nos invitaba especialmente a “cultivar la esperanza, la generosidad y la solidaridad en este tiempo difícil”.

El aplazamiento de la JMJ obligará a todas las realidades de Pastoral Juvenil a tener que rehacer en gran medida sus proyectos pastorales a largo plazo, ya muy truncados y prácticamente paralizados a causa de la situación que nos envuelve.

Sin embargo, es motivo de esperanza el hecho en sí de tener un año más para poder preparar mucho mejor y vivir con mayor intensidad y responsabilidad todo lo que enmarcamos en “los previos” al encuentro de Lisboa que, pastoralmente son siempre los momentos más ricos y fructíferos.

Por todo esto, te animamos a seguir rezando con constancia por el pronto cese de la pandemia, pero también, como no, por la futura JMJ de Lisboa en agosto de 2023, porque ¡seguro que allí nos veremos!