Comienza la Escuela de Acompañantes "Christus vivit"

Tienes que descubrir quién eres y desarrollar tu forma propia de ser santo.  Papa Francisco, CV 162

La juventud es el tiempo extraordinario en el que la persona crece, se descubre y se forma a sí mismo en todos los sentidos. Pero éste es un camino que nunca resulta fácil.

El joven vive siempre ne la pregunta, porque en su descubrir constante, necesita siempre respuestas. Por eso tiene tanta importancia la familia, los amigos, la escuela, la experiencia laboral... Mucho es lo que hay que aprender, y toda la ayuda es buena.

Pero ¿quién le ayuda a descubrir las verdades que solo puede encontrar en su interior? ¿Quién le ayuda a descubrir la voz de Dios?

Los agentes de pastoral juvenil son todos aquellos que comparten con los jóvenes su tiempo y espacio acompañándolos en todo este proceso. Pero ¿y quién te enseña a hacer algo tan importante?

Por eso, desde la Delegación de Pastoral Juvenil de la Archidiócesis de Sevilla hemos querido poner en marcha esta Escuela de Acompañamiento Espiritual con Jóvenes "Chsitus vivit", que desde las pautas y la fuerza de la Exhortación con su mismo nombre, viene para ser un instrumento base en la formación de todos aquellos que, de un modo u otro, trabajan en el mundo de la pastoral con jóvenes.

Así que si eres sacerdote, catequista, profesor, responsable de un grupo de jóvenes, diputado de juventud de una hermandad... no lo dudes en inscribirte.

Serán tres jornadas de gran contenido teórico y práctico, donde descubrirás la grandeza, profundidad y responsabilidad del ser acompañantes. Serán el 8 de febrero, el 7  y el 28 de marzo.

Puedes inscribirte y acceder a toda la información aquí.


 


El Arzobispo nos explica la "Christus Vivit"

En diferentes ocasiones ha manifestado nuestro Arzobispo que una de sus principales pastorales actuales es la juventud.

Tanto es así que ha querido dejarnos, por medio de dos cartas pastorales, un breve resumen de la Exhortación Apostólica del Papa Francisco Christus Vivit, ayudándonos a todos a acercarnos a este importante documento que marca, desde ahora, las líneas básicas para el trabajo de toda pastoral juvenil.

Te dejamos los siguientes enlaces para que puedas acceder a ellas.

 


 


Seminario Nacional de Jóvenes Post-Sínodo en Valladolid

Ángela Tenorio – Pastoral Juvenil Sevilla

40 jóvenes llegados de todas las realidades, movimientos y diócesis de España se han reunido en Valladolid para trabajar la exhortación apostólica Chritus Vivit

Los días 1 y de 2 de junio, 40 jóvenes llegados de todas las realidades, movimientos y diócesis de España se han reunido en Valladolid para trabajar las conclusiones de la exhortación apostólica Chritus Vivit del papa Francisco convocados por el Departamento de Pastoral de Juventud de la Conferencia Episcopal Española (CEE). El encuentro se ha desarrollado en torno a las cuatro líneas de trabajo que propone el Papa: primer anuncio, procesos formativos, acompañamiento y discernimiento.

En representación de Sevilla y las Diócesis del Sur participó Ángala Tenorio, joven opositora y colaboradora de la Delegación de Pastoral Juvenil.

Tras la oración inicial ante el Santísimo, don Carlos Escribano, obispo responsable del Departamento y padre sinodal, presentó la exhortación como un documento fundamental que deberá desarrollarse en los próximos años pues amplía el horizonte de la pastoral juvenil y su acción evangelizadora a tres escenarios que requieren estrategias diferentes: a los que están, a los alejados y a los ausentes. Y consideró el propio seminario como un espacio de encuentro y comunión, de escucha mutua, para encontrar caminos y proponer nuevos cauces llamados a revolucionar a medio plazo la vida de las parroquias y comunidades.

Los jóvenes dialogaron por turnos, sin intervención alguna de los responsables, que permanecieron a la escucha, sobre el primer anuncio, los procesos formativos, el acompañamiento y el discernimiento

Como introducción a las líneas de trabajo, se propusieron dos mesas redondas en las que se aportaron ideas y experiencias junto con el testimonio de varios jóvenes y, posteriormente, se organizaron las sesiones de “work coffee” por grupos. En estas sesiones, los jóvenes dialogaron por turnos, sin intervención alguna de los responsables, que permanecieron a la escucha, sobre el primer anuncio, los procesos formativos, el acompañamiento y el discernimiento y, por cada uno de ellos, se elaboró un decálogo con las cuestiones consideradas más importantes.

Don Luis Argüello, Secretario General de la CEE, acompañó en el rezo de laudes del domingo a los jóvenes; y Cristina Cons, joven que participó en el Pre-Sínodo en Roma, contó su testimonio. Con la última sesión de trabajo por grupos y una vez recogidas todas las propuestas, se procedió a la puesta en común en asamblea de nuevo abierta a matizaciones.

Caminar juntos hacia los nuevos senderos que debemos recorrer como Iglesia y en el que los jóvenes estamos llamados a ser líderes misioneros.

Dos días para la escucha, el diálogo, la reflexión y también para la convivencia en los que el Espíritu Santo ha guiado a todos y a cada uno de los jóvenes y responsables del seminario en un ejercicio de discernimiento eclesial como herramienta pastoral para caminar juntos como comunidad, siempre unidos en Cristo, hacia los nuevos senderos que debemos recorrer como Iglesia y en el que los jóvenes estamos llamados a ser líderes misioneros.